A pocos kilómetros de Lugo y a orillas del Río Miño podemos encontrar “Insúa de Seivane”, se trata de un pequeño conjunto de islas en las aguas del Río a las que se puede acceder en su mayoría desde un puente colgante.

Al otro lado del puente nos encontramos con un refugio de pescadores y una pequeña área recreativa con un merendero.

Puente Colgante Lugo

Un lugar perfecto para ir con los perros en cualquier época del año, la zona es apta para visitar con niños y aseguro que comenzar el paseo hasta las islas se convertirá en una auténtica aventura ya que las risas entre temblores y vértigos se sucederán mientras crucen por el puente colgante.

Puente Colgante Lugo

Desde el merendero se inicia un sendero de pescadores que bordea la isla, con menos de dos kilómetros es perfecto para observar la fauna y la flora en los sitios más recónditos y tranquilos de este paraje.

En nuestro paseo podremos disfrutar de un precioso y tupido bosque autóctono en la que los robles, fresnos y acebos conviven con los juncos que se agolpan en los bordes de la isla.

Para más información y mapa de la ruta, pincha aquí.

El aparcamiento no es muy amplio pero, tampoco es un lugar concurrido. Lo más probable es que a lo largo del día os encontréis con 5 personas máximo.

Por aquí os dejo el mapa y la ubicación del aparcamiento en el Puente Colgante de Lugo.

Para más información sobre la Comarca de Lugo, sus rutas, pernoctas, leyendas e historias, pincha aquí.