Silves es la gran desconocida del Distrito de Faro y del Algarve. La costa alberga la afluencia turística de la zona y , si bien es cierto que la costa de Silves no tiene desperdicio, lo que muchos ignoran es que si interior está repleto de maravillas por descubrir.

La pequeña villa de Silves llegó ser la ciudad más importante de la región durante su época musulmana.

Como ejemplo de aquellos tiempos y una de sus joyas es el señorial castillo de tonos rojizos que otea el pueblo. Es considerado el Monumento Islámico más bonito de Portugal y, la panorámica que ofrece es una de las más bonitas que podemos tener de la Sierra de Monchique.

Para visitar Silves, tendremos tres opciones bastante económicas y muy similares. Al norte de la villa tenemos Parque do Castelo, un aparcamiento privado con vistas al castillo.

Para más información y ubicación, pincha aquí.

Otra de las opciones es acceder al Motorhome Park SIlves. Éste está algo más alejado del centro por lo que es el más tranquilo pero desde donde más hay que caminar.

Para más información y ubicación, pincha aquí.

Y, por último, la mejor de todas para mi gusto. El Parque do Río como su propio nombre indica se encuentra al lado del Río Arade. Sen encuentra a escasa distancia del centro y de los supermercados.

Para más información y ubicación, pincha aquí.

Para más información sobre el Distrito de Faro, sus rutas, pernoctas, leyendas e historias, pincha aquí.