Cáceres

Para acceder a la información del mapa, coloque el cursor sobre el punto, pinche una vez. Aparecerá en el margen izquierdo un link en la “descripción” que le derivará a la página del lugar escogido, donde podrá encontrar un mapa de descarga rápida al móvil, leyendas, rutas y mucho más. Navega y únete a la aventura.

En ocasiones me cuesta concentrarme para reunir en palabras todo lo que me transmiten ciertos lugares.

Hacía tiempo que anhelaba Extremadura, su propio nombre indica que es “extrema” y “dura”. Lo cierto es que por alguna razón mucha gente jamás incluiría en su ruta una parada en estos parajes, pero realmente es un auténtico crimen.


Como en casi todas nuestras rutas comenzamos de Norte  a Sur y parando en la pequeña y mimosa ciudad de Plasencia.

Con su muralla rodeándola me recuerda en cierto modo a la Ciudad de Lugo.

Quizás sea el nombre que por alguna razón mi cerebro lo asocia con “placer”, pero creo que jamás he encontrado gente tan amable.

¿No os pasa (a los que tenéis perro) que en verano todos los parques y jardines están abarrotados de perros y en invierno es como si se los tragara la tierra? Pues en Plasencia, día de tormenta, empezando a llover y los parques siguen abarrotados de perros, la gente hablando con su chubasquero y su sonrisa… que me enamoré vaya!! jajajaj

Plasencia
Plasencia

Para más información y mapa de la pernocta, pincha aquí.


Después de pasar una noche por Plasencia me hierbe el culo por conocer el Parque Nacional de Monfragüe.

Desde bien pequeña se me quedó este nombre gravado, siempre deseé visitarlo y creo que vais entendiendo lo que significan las conquistas de la Rubi..

A cada viaje, en cada rincón, cosechando sonrisas y creando recuerdos… esa es mi conquista.

No es la primera vez que escucho que Extremadura no tiene nada..¡¡Blasfemia!! jajajaj En serio, por desconocimiento se dicen verdaderas barbaridades.

Una de las joyas y el primer Parque Protegido de Extremadura es el Parque de Monfragüe, una Zona de Especial Protección para las Aves, gracias sobre todo al gran número de rapaces que habitan en él. Es también Reserva de la Biosfera y el lugar ideal para observar el vuelo de las cigüeñas negras, alimoches, buitres o la rarísima águila imperial.

Una cosa que no debería tener que recordar, pero hay mentes muy dispersas.

Monfragüe es un santuario para miles de aves que se reproducen y viven en este entorno, no salgas de los senderos ni de las zonas de uso público. Respeta el silencio y no chilles ni hagas ruido, sé limpio y si puedes…déjalo todo más limpio que cuando llegaste.

Como parada más que obligada está “Peña Falcón”, también llamado “Salto del Gitano”, desde donde se pueden observar entre otros, los espectaculares y majestuosos buitres leonados y buitres negros.

Una tremenda roca de cuarcita que encañona el majestuoso Río Tajo y que lleva consigo una vieja leyenda que le da su segundo nombre.

 

Salto del gitano
Salto del Gitano

A ver… mi imaginación está algo menguada, parece ser que en la roca se puede distinguir como curiosidad geológica la figura de un guardia civil con tricornio incluido ( lo del tricornio siempre me sonará al mismísimo diablo jajajajaja) y aquí es donde comienza la leyenda de el ” Salto del Gitano”.

La leyenda habla de un gitano de gran bravura y corpulencia, ladrón y sanguinario con el que todos temían encontrarse.

Por el paso de Peña Falcón pasaban comerciantes y mercaderes y era utilizada como lugar de tránsito de bandidos y ladrones. Uno de ellos, el gitano de nuestra leyenda.

Una noche dos comerciantes con sus caballos y 5 mulas pasaron por Villareal de San Carlos a los que “el gitano” esperó en lo  alto de la sierra para arrebatarles el botín.

Tras robar a los comerciantes apareció la guardia civil, empezando una persecución por la Sierra de Corchuelas hasta Peña Falcón donde el gitano pegó un salto logrando llegar al otro lado mientras burlaba a los agentes que no daban crédito de semejante salto y sin atreverse a seguir al ladrón. Tal fue la hazaña que uno de los agentes quedó petrificado y dando así la forma a la rocas que conforman este conocido lugar.

Ahora… yo no vi la forma del agente y eso que los veo por todas partes jajajaja, pero me gustó la historia como curiosidad.

Después de pasar un buen rato, prismáticos en ojos jejeje hay que buscar donde dormir, siempre respetando el entorno, los espacios de uso público y sobre todo el silencio. Para ello, subimos hasta el Castillo de Monfragüe y en la misma carretera a pocos metros de llegar al castillo encontramos un minúsculo hueco que hace las delicias de mis retinas.

Ruta de la plata, buenas noches monfragüe
Ruta de la plata, buenas noches monfragüe

El Castillo es muy peculiar, lo que se conoce como el castillo fue construido en el año 811 por los árabes después de conquistar estas tierras en el 713, y denominándolo como “Al-Mofrag” (que como ya habréis supuesto da nombre al actual Monfragüe), y que significa “el abismo”.

Tengo que decir que bajo el castillo de origen árabe existen los restos de una antigua fortificación Celta empleada para defenderse de los Romanos y más tarde utilizada por estos mismos como punto estratégico de vigía, ya que sobra contar que las vistas sobre todo el Parque de Monfragüe son inigualables.

Monfragüe
Castillo de monfragüe

Del Castillo de la etapa árabe se conservan los restos de la muralla, una barbacana y un aljibe.

Castillo de monfragüe
Castillo de monfragüe

De la tapa Cristiana se pueden observar las dos torres, la única accesible es la torre reconstruida de forma pentagonal llamada “Torre del homenaje” y aquí es el lugar desde donde se puede observar el parque con la visión de las miles de aves que lo sobrevuelan.

Un dato curioso, como tantos otros lugares fueron cristianizados, casi adosada a una de las torres se encuentra una ermita en la que se encuentra la Virgen de Mofragüe, una talla bizantina que fue traída desde las puertas de Jesusalén en Palestina en el S. XII por los caballeros cruzados de la Orden de Monte Gaudio, fundadores de la Orden de Monfragüe.

Castillo de monfragüe
Castillo de monfragüe

No me queda mucho más que decir de este lugar que me fascina tanto que pensar en irme acarrea alguna lagrimilla de niña caprichosa.

Para más información y mapa de pernocta, pincha aquí.

Por el momento queda así nuestra primera incursión en Cáceres, con un “Continuará” muy próximo.

A %d blogueros les gusta esto: