Este cabo situado en Cascáis es quizás el sitio más tranquilo para dormir que encontré por la zona.

Con varias pistas de tierra que se dividen a su alrededor se convierte en un lugar perfecto para pasar una noche antes de seguir disfrutando de lo que el mundo nos prepara. Según lo picado que esté el océano podréis escuchar las olas contra los acantilados, lo que para mi es un placer.

Para más información, mapas y pernoctas sobre el Parque Natural de Sintra- Cascáis, pincha aquí.