Aún dentro del Paisaje Protegido del Cabo Peñas, aún se encuentra la Playa de Muniello, una playa tirando a rocosa y la última antes de llegar a Luanco. Contar que además tiene una gran señal que prohíbe la entrada de perros, lo que me irrita bastante, cansadita de la exclusión

Como veis la playa está dotada de una fuente y una ducha lo que nos puede venir bien en un momento dado.

Por otro lado tenemos en la parte superior de la misma playa un área recreativa con una vistas increíbles, que quizás sea con lo bueno que me quede.

Para más información sobre Gozón, sus rutas, pernoctas, leyendas e historias, pincha aquí.