Santiago do Cácem

Nuestra siguiente parada es el Castillo de Santiago do Cácem.

 

La historia de este lugar es la que nos atrae hasta él. Edificado por los musulmanes en 1217, fue ocupado por los Caballeros de la Orden del Temple y de la Orden de Santiago de la Espada, siendo éstos últimos quienes se quedaron con el castillo. Como consejo, y aunque no hay señal que advierta del problema, no subáis con las furgos y caravanas hasta el castillo, el camino es estrecho con ángulos entre las casas y cuestas arriba adoquinadas, donde la Rubioneta no hacía mas que derrapar. Caro nos costó salir del enredo.

 

Para más información sobre Alentejo, sus rutas, pernoctas, leyendas e historias, pincha aquí.