Hay que tener en cuenta que no es lo mismo acampar que estacionar y en furgo o caravana mucho menos, ahí es donde reside la validez de la multa.Para que todo sea legal y las multas que injustamente te pongan sean recurribles, la mejor manera de pernoctar es no sacar nada de la furgo ni desplegar nada que amplíe el perímetro del vehículo, ya que eso se consideraría acampada y eso sí está prohibido salvo sitios específicos, al igual que siempre se debe aparcar en sitios habilitados para ello

Si bien los ayuntamientos se sacan de la manga normativas para evitar que estacionemos en sus playas o parkings, desde el ministerio del interior se publica la ” Instrucción 08/V-74 dgt “en el cual califica a la caravana y a la furgoneta “camper” un vehículo como otro cualquiera, esto quiere decir que todas esas multas por estacionar en un parking de playa donde haya una de esas dichosas señales, no son válidas.

Antes de nada explicaré cuatro cosas básicas a tener en cuenta al recurrir una multa impuesta por Tráfico.

  • La carta debe ir dirigida al Jefe de Tráfico de la provincia donde te hayan puesto la multa. Hay que mandarla a una Jefatura de Tráfico por correo certificado.

  • Debes acompañar esta alegación con todas las pruebas que respalden tu narración: fotografías, testigos y otros documentos.Tras enviar la carta hay que esperar la respuesta de la Jefatura.

  • Si tus alegaciones son estimadas habrás conseguido tu objetivo de que te quiten la multa. Si son desestimadas podrás presentar un recurso de alzada ante el Ministro del Interior quien normalmente delega sus competencias en la Dirección General de Tráfico para resolver el proceso.

  • Si aun así, no se te retira la multa, deberás pagarla (momento en el que habrás perdido el descuento del 50% del periodo de pago voluntario).

Comenzaré dejándoos un recurso básico para una sanción por acampada. Siempre y cuando nunca hayamos sacado nada de nuestro vehículo no se considera acampada, por lo cual la sanción no es correcta.